domingo, 29 de enero de 2012

Resumen


CLEMENCIA

Introducción
Clemencia es una novela romántica que describe las pasiones humanas del amor, del deseo,  los celos, y el sacrifico. Esta historia que les gustara a muchos pero a pocos los conmoverá como me ha conmovido a mí.

Nota Biográfica
Ignacio Manuel Altamirano, nació el 13 de noviembre de 1834, sus padres fueron Francisco Altamirano y Gertrudis Basilio. En 1848 ganó una beca instituida por  Ignacio  Ramírez Calzada mejor conocido como “El Nigromante” quien fue una poderosa influencia  para Altamirano.
No solo fue un gran escritor si no también abogado, poeta, crítico, ideólogo liberal, político y militar, escribió grandes obras como:
*EL ZARCO
*CLEMENCIA
*NAVIDAD EN LA MONTAÑAS
*RIMAS
*ANTONIA Y BEATRIZ ATENEA
Entre otras más.
Sus cenizas fueron puestas en la Rotonda de los Hombres Ilustres y se creó la medalla en honor a Altamirano para premiar los 50 años de labor docente.

Contexto histórico
Altamira aprovecho su experiencia militar durante la intervención francesa para escribir esta novela, que se desarrolla precisamente en esa época en la ciudad de México, en el año de 1863. Durante esos aciagos tiempos en que teníamos un gobierno itinerante y tropas francesas atacaban al ejército mexicano.

La novela
Todo comienza en casa del Doctor L. quien relatara esta historia a sus compañeros  pero antes de todo muestra dos citas de los cuentos de Hoffman:
Ningún ser puede amarme, porque nada hay en mí de simpático ni de dulce
Hoffman
(El corazón de Ágata)

Ahora que ya es muy tarde para volver al pasado, pidamos a Dios para nosotros la paciencia y el reposo…
Hoffman
(La cadena de los destinados)

Nos situamos en el contexto histórico de la obra en el año de 1863 en la ciudad de Guadalajara, año en el cual el ejército francés ocupo a México.
Pasa a describir al villano de la historia El comandante Enrique Flores, un hombre gallardo, de magnifica posición, simpático, de grandes ojos azules, bigotes rubios, hercúleo, bien formado, gastador, garboso, alegre, burlón, altivo, simpático y aun vanidoso.
Después vemos a El comandante Fernando Valle el héroe de esta magnífica historia, quien es todo lo contario a Enrique Flores, era un joven reservado, frio, antipático, de apariencia pálida y enfermiza, con un cuerpo raquítico y endeble, taciturno, sumido, metódico, sumiso y repugnante.
Estos dos hombres se dirigían a Guadalajara en un Convoy, en donde Fernando sufre una tremenda transformación, puesto que encontrara a su prima, una hermosa joven llamada Isabel, y le promete a Enrique que se la presentaría, un error fatal.
Fiel a su promesa Fernando lleva consigo a Enrique para presentarle a su prima y que mejor que en la iglesia, en efecto dos hermosas jóvenes se acercaron a ellos, una de ella era alta, rubia, de grandes ojos azules, de tez blanca y esbelta, la otra tenía la cara cubierta con un espeso velo.
La rubia era Isabel la prima de Valle y la otra hermosa mujer se llamaba Clemencia amiga de Isabel, quien era blanca, de ojos y cabellos negros y labios color mirto.
Valle quería a Isabel lamentablemente ella no le correspondía pues quería al hermoso comandante, y al parecer Clemencia se había fijado en nuestro héroe, o eso era lo que nos había hecho creer.
Las dos amigas eran tan diferentes Clemencia era una mujer apasionada e Isabel era tímida, aunque Enrique le correspondía a Isabel, Fernando estaba enamorado y lleno de celos.
Una noche fueron a la casa de Clemencia en donde nuestra protagonista le revela sus sentimientos a Fernando dándole una flor que solo le daría a aquel ser tan amado.
Al culminar la gran velada Clemencia nos da la sorpresa de nuestra vidas revelando sus verdaderos sentimientos ante la audiencia, y recitando aquellas palabras tan dolorosas que causarían la muerte de Fernando –Isabel vencerme ¡Haber preferido a Isabel! ¿Es pues más bella que yo? ¡Pobre Fernando! ¿Qué he hecho? Dios mío, Enrique, Enrique ¡Yo te amo!- que palabras tan crueles de esta mujer ¡Cruel Clemencia!
Tres días después Isabel le dice a Clemencia que Enrique quiere hacerla su esposa y nuestra verosímil Clemencia le da la vuelta a Isabel ocultando el verdadero sentir de su corazón –Mi querida Isabel tan ingenua, el caballero Flores es demasiado calavera, para aventurar una promesa tan pronto, con intención de cumplirla-estas palabras dejan pensando a la bella joven.
Unos días más tarde la novela da un giro inesperado pues Isabel llama a Clemencia, quien le dice que Enrique pronto se iría y que quería la más grande prueba de amor y que marcharía tranquilo por supuesto que Isabel no acepta y queda destrozada.
En navidad salen a relucir los celos de Fernando sobre Enrique puesto que la hermosa Clemencia ahora si puede lograr conseguir el amor del bello comandante y lo reta a un duelo, A pesar de tener la fama de valiente Flores acusa a Valle con su general y Valle es confinado a una celda hasta el día que se tengan que marchar de Guadalajara.
Todos se marchan Guadalajara hasta Isabel, Clemencia y sus familias, en ese transcurso el carruaje de la familia de Clemencia sufre un accidente y mandan a buscar ayuda, donde encuentran a Valle y es su salvador anónimamente, Clemencia cree quien les ha salvado es su querido Enrique y mandan una carta y regalos de agradecimiento.
Esa misma noche Fernando descubre una carta dirigía al comandante enemigo y el que la enviaba era el mismísimo Enrique Flores, Valle sin dudarlo va y denuncia a aquel traidor, lo encerraron y al enterarse Clemencia que su amado es encerrado y va a ser fusilado le reclama a aquel hombre que la ama, este se siente tan mal que libera al traidor aun sabiendo que lo podrían matar por su culpa.
Flores escapa y va a donde se encuentra Clemencia a quien le confiesa la verdad que lo que dijo Valle era la verdad y se arrepentía, Clemencia con todo el dolor de su alma lo corre de su vida y desaparece. A los pocos días se enteran de que Fernando ha sido encarcela por liberación de un traidor y va a ser fusilado, se dirigen a aquel lugar en plena plaza, Clemencia intenta llegar hasta donde esta Fernando y no lo logra pues en ese momento se oyen rugir los fusiles como si fueran inmensos cañones y la hermosa joven cae al suelo, El padre de Clemencia el Señor  R. llega hasta el cuerpo donde le corta un mechón de cabellos y se lo a su hija quien recita lo siguiente – A ti era a quien debería haber amado-
Así concluye nuestra historia la cual les recomiendo pues es una de las mejores historias que he leído
      

















1 comentario:

  1. Es muy buena tu redacción, te felicito, es de las mejores que he leído y te doy las gracias por ayudarme a verla desde otra perspectiva.

    ResponderEliminar